Páginas

Foratata: vía "Valle de Tena" (250m, 6a+ ó V/A0)

La vía "Valle de Tena" en la Foratata es una de las escaladas más repetidas de toda la cara Sur del Pirineo. Desde que se equipó en el 2010, es raro el día en el que no hay varias cordadas en ella.

Después de la escalada de ayer, que nos dejó un poco indiferentes, nos vamos a por un valor seguro.



10 Agosto 2015

Aparcamos en la parte alta de la urbanización de Formigal y tomamos una pista forestal que posteriormente se convierte en sendero.

Hemos comenzado a andar poco después de las 8:00 y no hay rastro de otras cordadas que lleven la misma intención que nosotros.

Aproximación evidente. Unos 50 minutos hasta el pie de vía marcado con las iniciales V.T.



L1 (30m, V): en general, escalada en placa. Se puede colocar un puente de roca para acercar algún aleje.



La vía está totalmente equipada, pero se puede llevar algún cintajo y unos pocos friends si no vamos con el grado asentado. Reuniones equipadas a triangular.



Robert antes de llegar a unos pasitos finos de placa.



L2 (25m, V+)



El L3 (30m, V+) se inicia con una pequeña travesía a derechas para encarar un muro espectacular de tubos de órgano. Hay que hilar fino para encadenar en este tipo de escalada tan propia de los Picos de Europa.



El final del largo, visto desde la R3.



L4 (25m, V+), con ligera tendencia a izquierdas (placas) para encarar el muro de los "filetes". Tiene pinta de mala roca, pero no se nos movió nada.



Se podría haber empalmado algún largo, pero no hemos pillado suficientes expreses y además tampoco hay prisa. Justo ahora entra una cordada al L1, tenemos hueco de sobra.

El L5 (35m, V) recorre unos marcados diedros, mantenidos y verticales. La escalada está siendo de lo más variada y aun nos queda la traca final.

Robert llegando a la R5.



L6 (35m, V): sistema de fisuras (donde podremos colocar algún seguro extra en caso de ser necesario) que nos lleva a la brecha que hay al pie del largo duro.



Robert en la R6.



L7 (35m, 6a+ ó V+/A0): el largo clave de la vía tiene una pinta bastante terrorífica. Voy con idea de encadenar.

Un primer desplomillo con un bloque empotrado ya te pone en aviso. Luego viene ese interminable off-width donde sabes que hay que ir por fuera, pero incomprensiblemente cada vez te encajas más.

Hasta que notas que te has quedado empotrado con el casco y que la mochila da bastante por culete. Total, que me cuelgo la mochila del anillo del arnés y decido continuar con el noble arte del artificial.



Ya desde la reunión, Robert "offwideando" a plena satisfacción.



Y otra vista del final del L7, ya fuera del tramo difícil y escalando en diedro.



Menos mal que no hemos pillado tráfico, porque aquí se tienen que formar unos buenos atascos.

L8 (25m, V-): travesía a izquierdas, por encima de un desplomillo. Ambiente.



Luego continuamos recto por una zona de grandes bloques...



...hasta llegar a la sorpresa del largo: una chimenea con pinta de "off-width" (otro??) pero que se escala mucho mejor que la del L7. Incluso sin quitar mochila ni nada.



L9 (25m, IV): largo de trámite para terminar la vía.



Preciosas vistas mientras plegamos las cuerdas. El embalse de Lanuza, Sallent de Gállego, el Pacino, Telera y Tendeñera al fondo...



Desde el final de la vía, seguir hitos con tendencia a izquierdas, hasta alcanzar un collado...



...donde empieza la Vira Fermín.



Y después nos desviamos a la izquierda y unos destrepes (rápel opcional)...



...nos depositan en un lomo herboso, hermoso y florido desde donde enlazar con el camino de subida.



Preciosa y variada escalada, mantenida en el V/V+, que se ha convertido en una "clásica" del valle. Imprescindible para los amantes del "love climbing".

Croquis:

- De los aperturistas (Sendero Límite)
- Del blog "Al loro que me desadherencio"